DIARIO DE UN PUTERO: LA MEJOR MAMADA DE UNA PUTA DE BARCELONA

Publicado el 02/03/2021
DIARIO DE UN PUTERO: LA MEJOR MAMADA DE UNA PUTA DE BARCELONA
Algunas visitas a casas de citas pueden ser de lo más inesperadas no sabiendo como van a terminar………….si triunfando saliendo a hombros o corriendo como el que ha visto el diablo.

Fueron los mejores 100 € empleados en una prostituta de Barcelona. La mejor puta no es la que tiene mejor cuerpo sino la que te hace disfrutar como disfruté yo ese día haciéndome las guarrerías que todo hombre desea que le haga su mujer pero que nunca le hace.

Algunas visitas a casas de citas pueden ser de lo más inesperadas no sabiendo como van a terminar………….si triunfando saliendo a hombros o corriendo como el que ha visto el diablo.


Visité una casa de putas de Barcelona situado por San Gervasi y en principio con bastantes ganas de encontrarme con Sofía, una rubiaca con grandes tetas y culo respingón. Tenía pactado con Sofía una hora por 100€ incluyendo mamada sin goma, todo parecía que iba a ser una velada triunfante por lo que en menos de media hora estaba timbrando al piso de putas como loco para subir al folleteo.

Me recibió y entré al piso, prácticamente no pude ver a Sofía porque la luz era muy escasa en el pasillo y directamente se me tiró a la boca con unos buenos morreos agarrándome el rabo. Sorprendentemente la primera puta que parecía que tenía más ganas de follar que yo ja,ja,ja.

Me llevó a la habitación sin pasar por el baño. Y empecé a vislumbrar un poco el contorno de mi escort……,ese culo respingón que había visto se había bajado a los tobillos, la rubiaca era pelucaza, se notaba que llevaba peluca. 

Me intenté en centrar en algo bueno y me tiré a sobar esas tetas que escondidas en el body no tenían mala pinta, bajándola el body y estrujándola las tetas. Esas tetas eran de gelatina, estaban desparramadas…. Esto cada vez se ponía peor, estaba claro que Sofía no era la de las fotos, tenía diez años más que la de las fotos vista en www.casasdescort.com, de cara no era fea…era rara de ver Ja,ja,ja. No sé cómo definirla…. era la puta de Barcelona más rara con la que había llegado a estar.


Con todo lo visto no tenía muy claro que el soldadito se fuera a poner a trabajar pero Sofía empezó a sorprenderme por su implicación y ganas de hacerme disfrutar que tenía. Me quitó la ropa, me dejó empelotas picada y antes de decirla que venía limpito de casa y con los calzoncillos cambiados ya se había bajado al pilón y se la estaba tragando enterita. Pocas putas me han chupado de esa manera la polla, se la tragaba, la salivaba, la escupía, se atragantaba…….., un espectáculo chicos.

A mí se me olvidó esa cara, ya no veía nada, Sofía me estaba haciendo una comida sin goma que era una delicia. A los quince minutos no pude más y se lo dije, que como siguiera así me iba a correr, Sofía continuó con más insistencia, más rápido y frenesí. Yo lo estaba flipando por lo que no pude aguantar más y la pegué un buen chorreo dentro de su boca continuando chupándola que me hizo sufrir del placer que estaba dando.

Mira que me la han chupado las mejores putas de Barcelona pero como esta ninguna, lo tengo que reconocer.

Me dejó extasiado tumbado en la cama y empezó a darme un masaje. Se desnudó y se embadurnó las tetas de aceite y empezó a restregarse por mi espalda. Sus tetazas eran blanditas como esponjas pero una vez que se empezó a frotar se la pusieron los pezones como un miura, eran muy largos y se puso súper cachonda cuando empecé a pellizcárselos, se volvió loca. 

Me echó mano al rabo y empezó a morrearme como una posesa, el soldadito empezó a ponerse a tono y empezamos a follar con Sofía encima. Yo me entretenía con esos pezones extra largos mordiéndolos, pellizcándolos y Sofía pegaba unos votes que parecía que se iba a correr de los gemidos que pegaba. Me estaba empezando a poner muy caliente por lo que cambié de posición varias veces, terminando de lado sujetándola esas tetas que tuvieron que tener su momento de esplendor pero que ahora se desparramaban por los movimientos del folleteo. Terminé cogiéndola encima de mí y ella de espaldas levantándola las piernas hasta que no aguanté más y se los dije a Sofía, está se quitó me desenfundó y empezó a chupármela para que acabara dentro de su boca. Lo volví a flipar con esas ganas que tenía de hacerme disfrutar.

En total había estado casi una hora y media, terminamos con un poco de charleta mientras me vestía. Me despidió dándome un buen morreo, por mi parte casi nunca me besó con las putas, de hecho son ellas las que no quieren besarte pero Sofía hay que reconocer que besa muy bien metiéndote la lengua hasta la campanilla.


Fueron los mejores 100 € empleados en una prostituta de Barcelona. La mejor puta no es la que tiene mejor cuerpo sino la que te hace disfrutar como disfruté yo ese día haciéndome las guarrerías que todo hombre desea que le haga su mujer pero que nunca le hace. 

Hay que reconocer que la pasión e implicación que tuvo Sofía no fue normal y en visitas puteriles a los pisos de putas de Barcelona nunca me había pasado.


De una visita que parecía que podía ser un desastre al encontrarme con una escort distinta a la de las fotos publicadas se tornó en una salida por la puerta grande con las cuatro orejas y el rabo…….., el rabo que me lo dejó bien escurrido ja,ja,ja.

VOLVER
Esta es una página de contenido adulto y tienes que tener más de 18 años para acceder a ella.